/ jueves 9 de septiembre de 2021

A mitad del camino

Hace unos días llegamos a mitad del camino, del sexenio de Andrés Manuel Lopez Obrador, como los dos años anteriores, el 1ro de septiembre se caracterizó por una mañanera más larga y triunfalista.

Y no hay que confundir, claro que me alegra y deseo que nuestros gobernantes, sin importar su origen partidista, tengan logros, sin embargo, también creo que, al carecer de autocrítica, nos condenamos a no poder mejorar.

Sin duda los últimos 18 meses no han sido ni de cerca lo que tenia planeado el presidente Andrés Manuel y en su favor digo que nadie estábamos preparados para la sacudida que tuvimos con la aparición del COVID19.

Pero informar que ningún mexicano se quedó sin atención médica, o que hemos avanzado en entrega de medicinas, que los índices de inseguridad han disminuido, o que como nunca, hay libertad de expresión, que ha disminuido la corrupción y que las obras emblemáticas de este sexenio, continúan a pesar de la falta y recorte de recursos en la mayoría de las dependencias.

Destacar logros como el envío histórico de remesas, el TC o el índice de la bolsa mexicana de valores, es engañar a los mexicanos que aún mantienen la esperanza de un país mejor, o como mínimo decir verdades a medias, que, en un extremo, se convierten en mentiras.

El incremento de las remesas que mandan los migrantes (aquellos que no encontraron en México las condiciones mínimas para quedarse y salir adelante) se debe a los apoyos que recibieron del gobierno estadounidense entre otras cosas, no a una política pública de nuestro gobierno federal.

La estabilidad del Tipo de Cambio, se debe principalmente a la macroeconomía, que en poca medida depende de una política publica de nuestro gobierno, de hecho, depende primordialmente del comportamiento y fortaleza de la moneda de referencia, el dólar.

El índice de la casa de bolsa en México es indicativo, es una referencia de menos del 5% de las empresas de nuestro país, y principalmente reacciona en línea con la bolsa de NY, tampoco es resultado de una política pública mexicana.

Por último, vitorear que se han ahorrado 1 billón 400 mil millones de pesos, seria una gran noticia si supiéramos que se ocuparon en mejorar las deudas históricas que han tenido los gobiernos, actual y anteriores con el pueblo bueno y sabio.

A mitad del camino, grandes pendientes.

¡Es tiempo de los ciudadanos!


Hace unos días llegamos a mitad del camino, del sexenio de Andrés Manuel Lopez Obrador, como los dos años anteriores, el 1ro de septiembre se caracterizó por una mañanera más larga y triunfalista.

Y no hay que confundir, claro que me alegra y deseo que nuestros gobernantes, sin importar su origen partidista, tengan logros, sin embargo, también creo que, al carecer de autocrítica, nos condenamos a no poder mejorar.

Sin duda los últimos 18 meses no han sido ni de cerca lo que tenia planeado el presidente Andrés Manuel y en su favor digo que nadie estábamos preparados para la sacudida que tuvimos con la aparición del COVID19.

Pero informar que ningún mexicano se quedó sin atención médica, o que hemos avanzado en entrega de medicinas, que los índices de inseguridad han disminuido, o que como nunca, hay libertad de expresión, que ha disminuido la corrupción y que las obras emblemáticas de este sexenio, continúan a pesar de la falta y recorte de recursos en la mayoría de las dependencias.

Destacar logros como el envío histórico de remesas, el TC o el índice de la bolsa mexicana de valores, es engañar a los mexicanos que aún mantienen la esperanza de un país mejor, o como mínimo decir verdades a medias, que, en un extremo, se convierten en mentiras.

El incremento de las remesas que mandan los migrantes (aquellos que no encontraron en México las condiciones mínimas para quedarse y salir adelante) se debe a los apoyos que recibieron del gobierno estadounidense entre otras cosas, no a una política pública de nuestro gobierno federal.

La estabilidad del Tipo de Cambio, se debe principalmente a la macroeconomía, que en poca medida depende de una política publica de nuestro gobierno, de hecho, depende primordialmente del comportamiento y fortaleza de la moneda de referencia, el dólar.

El índice de la casa de bolsa en México es indicativo, es una referencia de menos del 5% de las empresas de nuestro país, y principalmente reacciona en línea con la bolsa de NY, tampoco es resultado de una política pública mexicana.

Por último, vitorear que se han ahorrado 1 billón 400 mil millones de pesos, seria una gran noticia si supiéramos que se ocuparon en mejorar las deudas históricas que han tenido los gobiernos, actual y anteriores con el pueblo bueno y sabio.

A mitad del camino, grandes pendientes.

¡Es tiempo de los ciudadanos!


ÚLTIMASCOLUMNAS
jueves 09 de septiembre de 2021

A mitad del camino

Transformando

Abelardo Pérez Estrada

lunes 06 de septiembre de 2021

¿Que paso con Olga?

TRANSFORMANDO

Abelardo Pérez Estrada

viernes 27 de agosto de 2021

El virus de la antidemocracia

Transformando

Abelardo Pérez Estrada

martes 17 de agosto de 2021

La justicia no es para todos

TRANSFORMANDO

Abelardo Pérez Estrada

martes 03 de agosto de 2021

La popular consulta

TRANSFORMANDO

Abelardo Pérez Estrada

martes 03 de agosto de 2021

La normalidad anormal

TRANSFORMANDO

Abelardo Pérez Estrada

martes 03 de agosto de 2021

El tigre cubano

TRANSFORMANDO

Abelardo Pérez Estrada

Cargar Más