imagotipo

México está a un paso de hacer historia

México está a un paso de hacer historia y por primera vez meterse a la final de la Copa Confederaciones fuera de casa. La situación no luce sencilla porque enfrente estará la campeona del mundo, Alemania.

Sin embargo, es una nueva oportunidad para que el Tricolor de Juan Carlos Osorio le enseñe al mundo el por qué es considerado el Gigante de la Concacaf frente a las grandes selecciones del mundo, en este caso la alemana.

“Pensamos que es una gran oportunidad para competir contra una nación que aparte del proceso, está modificando y haciendo ajustes a su manera de jugar”.

Osorio sabe que Alemania línea por línea cuenta con una enorme calidad, pese a contar con jugadores jóvenes, por lo que el entrenador colombiano no se intimida, sino al contrario “me encanta y apasiona la forma en cómo el DT (Joachim Low), excelente técnico, le ha hecho modificación a una defensa de tres”.

México y Alemania se vuelven a ver las caras como en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, pero hoy la historia será diferente. El combinado nacional llegará con sus mejores armas y los teutones son jóvenes, pero han formado su experiencia con base en campeonatos  internacionales. “Enfrentamos a una gran nación y el entrenador le está dando modificaciones a  una gran estructura, el 3-4-3 es para mí de reconocer,  aporta mucho al juego ofensivo y hoy será un gran duelo”, justificó.