/ lunes 6 de julio de 2020

Aumenta morosidad en créditos populares

Los clientes de Banco Azteca, BanCoppel y Forjadores son los que más han incumplido sus pagos

El porcentaje de clientes con retraso en el pago de sus créditos aumenta entre los bancos , prestan a la población de menores ingresos se acelera mientras la rentabilidad de algunas de estas instituciones se deteriora.

De acuerdo con la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), la morosidad del sistema bancario se ubica en 2.3 por ciento, pero entre aquellas instituciones que prestan a la población no asalariada hay casos en lo que el crecimiento se aceleró en los meses recientes.

En el caso de Banco Azteca, su Índice de Morosidad, es decir la cartera vencida como proporción del financiamiento total otorgado, pasó de 3.6 a 11.2 por ciento entre diciembre y abril. En el caso de BanCoppel aumentó de 9.6 a 14.7 por ciento.

Con los niveles de incumplimiento más altos se ubicó Banco Ahorro Famsa, que recientemente perdió su licencia para operar, con una cartera vencida de 17 por ciento en abril, contra 12 por ciento del año anterior.

Otro banco, Forjadores, enfocado en las microfinanzas y que nació en 2005 con el otorgamiento de créditos grupales a mujeres, arrastra una morosidad a doble dígito desde finales de 2018, para ubicarse en 15 por ciento al cierre de abril.

Pero aunado al incremento en la morosidad, con excepción de BanCoppel, el resto de los bancos mencionados cerraron el primer cuatrimestre del año con una rentabilidad negativa (tanto respecto a los activos como al capital), según los datos de la CNBV.

Julio Carranza, director general de BanCoppel, dijo que en los 13 años de operación de la institución financiera han estado conscientes de que su Índice de Morosidad será siempre más alto que el promedio del sector, esto porque más de la mitad de sus clientes no es asalariada y tiene ingresos variables.

“La morosidad que puede tener un banco depende del segmento al que está atendiendo. Gracias a bancos como BanCoppel la gente que no tiene manera de comprobar ingresos puede tener acceso a un crédito. Sabemos que nuestra morosidad va a ser mayor, pero una morosidad alta no significa que el banco tiene problemas, en este caso significa que estamos atendiendo un modelo de negocio diferente”, comentó.

Carranza mencionó además que el banco cuenta con un índice de capitalización de 26.7 por ciento, por arriba de la media del sector, y un índice de liquidez nueve veces mayor al del requerimiento regulatorio.

Banco Azteca respondió a este diario que su actual morosidad no significa riesgo alguno para su operación y mucho menos para el manejo de los recursos de sus clientes.

El incremento en la morosidad respecto al año anterior obedece principalmente al incumplimiento de un crédito de la cartera de crédito comercial, el cual fue inmediatamente capitalizado y reservado en el mes de marzo de 2020.

En cuanto a la morosidad en el crédito al consumo, el banco refirió que debido a que mantuvo operaciones durante los últimos meses es previsible que el indicador pueda incrementarse, pero que se han creado reservas para mitigar cualquier contingencia, informó la institución propiedad del empresario Ricardo Salinas Pliego y que se encarga de la dispersión de los recursos que el gobierno mexicano transfiere a la población vulnerable.

Jorge Sánchez Tello, director de Investigación Aplicada de la Fundación de Estudios Financieros, opinó que a diferencia de Banco Ahorro Famsa, que se declaró en quiebra la semana pasada, instituciones como BanCoppel o Banco Azteca se han sabido administrar bien y cuentan con alta capitalidad.

La pandemia provocó el despido de más de un millón de trabajadores formales y que varios millones de informales se quedaran sin ingresos, en consecuencia estos bancos de nicho del segmento popular están aumentando su morosidad, pero descartó que esto represente un problema para el sistema.

Jessica Roldán, directora de Análisis Económico de Finamex Casa de Bolsa, coincidió en que la pandemia impactó en los ingresos de empresas y familias, y en consecuencia en la capacidad de pago de sus créditos.

Si bien dijo que la crisis económica causada por el coronavirus encontró “bien parados” a los bancos, de prolongarse el impacto se verá reflejado en mayores índices de morosidad, lo que podría encender las alarmas del sector.

En su último informe Situación Banca para el primer trimestre de 2020, BBVA advirtió que existe la posibilidad de que el índice de morosidad de todos los bancos suba hasta cinco por ciento a fin de año, desde el actual 2.23 por ciento, pero aun así sería un nivel manejable.


Con información de Juan Luis Ramos | El Sol de México


Te recomendamos el podcast ⬇️

Spotify

Apple Podcasts

Google Podcasts

Acast

El porcentaje de clientes con retraso en el pago de sus créditos aumenta entre los bancos , prestan a la población de menores ingresos se acelera mientras la rentabilidad de algunas de estas instituciones se deteriora.

De acuerdo con la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), la morosidad del sistema bancario se ubica en 2.3 por ciento, pero entre aquellas instituciones que prestan a la población no asalariada hay casos en lo que el crecimiento se aceleró en los meses recientes.

En el caso de Banco Azteca, su Índice de Morosidad, es decir la cartera vencida como proporción del financiamiento total otorgado, pasó de 3.6 a 11.2 por ciento entre diciembre y abril. En el caso de BanCoppel aumentó de 9.6 a 14.7 por ciento.

Con los niveles de incumplimiento más altos se ubicó Banco Ahorro Famsa, que recientemente perdió su licencia para operar, con una cartera vencida de 17 por ciento en abril, contra 12 por ciento del año anterior.

Otro banco, Forjadores, enfocado en las microfinanzas y que nació en 2005 con el otorgamiento de créditos grupales a mujeres, arrastra una morosidad a doble dígito desde finales de 2018, para ubicarse en 15 por ciento al cierre de abril.

Pero aunado al incremento en la morosidad, con excepción de BanCoppel, el resto de los bancos mencionados cerraron el primer cuatrimestre del año con una rentabilidad negativa (tanto respecto a los activos como al capital), según los datos de la CNBV.

Julio Carranza, director general de BanCoppel, dijo que en los 13 años de operación de la institución financiera han estado conscientes de que su Índice de Morosidad será siempre más alto que el promedio del sector, esto porque más de la mitad de sus clientes no es asalariada y tiene ingresos variables.

“La morosidad que puede tener un banco depende del segmento al que está atendiendo. Gracias a bancos como BanCoppel la gente que no tiene manera de comprobar ingresos puede tener acceso a un crédito. Sabemos que nuestra morosidad va a ser mayor, pero una morosidad alta no significa que el banco tiene problemas, en este caso significa que estamos atendiendo un modelo de negocio diferente”, comentó.

Carranza mencionó además que el banco cuenta con un índice de capitalización de 26.7 por ciento, por arriba de la media del sector, y un índice de liquidez nueve veces mayor al del requerimiento regulatorio.

Banco Azteca respondió a este diario que su actual morosidad no significa riesgo alguno para su operación y mucho menos para el manejo de los recursos de sus clientes.

El incremento en la morosidad respecto al año anterior obedece principalmente al incumplimiento de un crédito de la cartera de crédito comercial, el cual fue inmediatamente capitalizado y reservado en el mes de marzo de 2020.

En cuanto a la morosidad en el crédito al consumo, el banco refirió que debido a que mantuvo operaciones durante los últimos meses es previsible que el indicador pueda incrementarse, pero que se han creado reservas para mitigar cualquier contingencia, informó la institución propiedad del empresario Ricardo Salinas Pliego y que se encarga de la dispersión de los recursos que el gobierno mexicano transfiere a la población vulnerable.

Jorge Sánchez Tello, director de Investigación Aplicada de la Fundación de Estudios Financieros, opinó que a diferencia de Banco Ahorro Famsa, que se declaró en quiebra la semana pasada, instituciones como BanCoppel o Banco Azteca se han sabido administrar bien y cuentan con alta capitalidad.

La pandemia provocó el despido de más de un millón de trabajadores formales y que varios millones de informales se quedaran sin ingresos, en consecuencia estos bancos de nicho del segmento popular están aumentando su morosidad, pero descartó que esto represente un problema para el sistema.

Jessica Roldán, directora de Análisis Económico de Finamex Casa de Bolsa, coincidió en que la pandemia impactó en los ingresos de empresas y familias, y en consecuencia en la capacidad de pago de sus créditos.

Si bien dijo que la crisis económica causada por el coronavirus encontró “bien parados” a los bancos, de prolongarse el impacto se verá reflejado en mayores índices de morosidad, lo que podría encender las alarmas del sector.

En su último informe Situación Banca para el primer trimestre de 2020, BBVA advirtió que existe la posibilidad de que el índice de morosidad de todos los bancos suba hasta cinco por ciento a fin de año, desde el actual 2.23 por ciento, pero aun así sería un nivel manejable.


Con información de Juan Luis Ramos | El Sol de México


Te recomendamos el podcast ⬇️

Spotify

Apple Podcasts

Google Podcasts

Acast

Local

Sí habrá fiestas patrias en Morelia: Raúl Morón

Imposible “encerrar a la ciudadanía”; contingencia podría durar meses o hasta años, dice el alcalde

Local

Critican derroche de 1 millón de pesos por macetones

Sólo causaron contaminación visual; municipio erró en la inversión en la avenida Solidaridad: legislador

Local

Sin avisar, trabajadores de asilo abandonan adultas mayores por miedo al Covid-19

El albergue presentó seis infectadas por coronavirus, las cuales no han podido ser trasladadas al hospital

Sociedad

Estudiantes tendrán crisis de aprendizaje, advierte Banco Mundial

Cierre de las escuelas bajará puntajes de las pruebas promedio de niños de primaria y secundaria

Política

Fiscalización, reto de las campañas: Espadas Ancona

Uuc-Kib Espadas Ancona señala que urge regular los recursos que ingresan a campañas sin pasar por bancos o registros fiscales

Sociedad

A seis años del derrame en río Sonora, afectación persiste

Contaminación de pozos aqueja a municipios afectados por el vertido de sulfato de cobre acidulado

Finanzas

Disruptores | Las transnacionales digitales meten el acelerador en México

El país tenía un atraso en las compras en línea, pero la pandemia obligó a acelerar la adopción de pagos digitales y empujó al país tres años hacia el futuro, asegura Juan Luis Bordes, director general de PayPal para México

Mundo

Cosen peluches para sobrevivir en Gaza

Una pareja de discapacitados palestinos se mantiene apenas a flote con la venta de disfraces y muñecos de felpa durante la pandemia

Local

En un día, 20 personas fallecieron por Covid-19 en Michoacán

Hasta el momento la ocupación hospitalaria destinada para tratar la enfermedad en el estado se mantiene en 35.75 %