imagotipo

Detectan corrupción en trámites en la frontera sur

POR ADRIÁN GONZÁLEZ

La Tarjeta de Visitante Regional (TVR) se ha convertido en una herramienta básica para el ingreso de beliceños y guatemaltecos a territorio mexicano, a través de la frontera sur de México por la vía documentada, sin embargo, existen grupos que se han encargado de querer corromperlo.

En recorrido de Diario del Sur en la frontera Talismán-El Carmen se detectó una fuerte serie de irregularidades relacionadas con la corrupción, siendo uno de ellos la venta de espacios en las filas para los guatemaltecos que realizan todos los días su trámite de la TVR, que llega a costar hasta 100 quetzales por persona.

En datos recabados con los comerciantes de la frontera El Carmen, argumentaron que de lunes a viernes, a partir de las dos de la mañana, guatemaltecos provenientes de diversos departamentos del país de la eterna primavera, se concentran para hacer fila y ocupar los primeros lugares para que el Instituto Nacional de Migración (INM) les haga el trámite de la TVR, el cual desde hace más de un año se expide de manera gratuita.

Rosa Gutiérrez, proveniente del departamento de Quetzaltenango, afirmó que el uso de las personas que se encargan de apartar los espacios se ha vuelto un mal necesario para muchos guatemaltecos que no pueden llegar al puente fronterizo de Talismán a temprana hora, por lo que tienen que pagar a lugareños por apartar los espacios.

“La TVR se ha convertido en algo esencial para muchos guatemaltecos porque nos da facilidad para nuestro ingreso a México, por mi parte yo iré a comprar algunas cosas porque viene el cumpleaños de mi hija y es más barato para nosotros comprar en Tapachula que en Xela, pero como no habíamos hecho el trámite, ahora con la ampliación de días es mucho mejor para nosotros”, enfatizó.

Fuentes extraoficiales afirmaron que todos los días el INM expide alrededor de 250 TVR en la Casa Roja de Talismán, de los cuales 20 espacios son vendidos por estos gestores, que son ajenos al gobierno mexicano, en donde llegan a ganar hasta dos mil quetzales por día, el cual si se multiplica entre los cinco días, da un resultado de 10 mil quetzales que traducido a pesos mexicanos son 25 mil.

Asimismo, los cambiadores de Guatemala que se ubican en El Carmen puente con Talismán, todos los días roban y defraudan a las personas que tienen necesidad de comprar quetzales, ya que al hacer el cambio siempre lo hacen a conveniencia y saldo a favor de ellos, ocurriendo que al momento de multiplicar en su calculadora, lo que dan le hacen una merma para entregar menos dinero del cambio real que corresponde de pesos a quetzales.

Lamentablemente no hay ninguna autoridad que sancione y regule en el lado guatemalteco; ellos afectan de manera directa al turismo que ingresa a Guatemala y por ello las autoridades del más alto nivel deben tomar cartas en el asunto.

Por último, guatemaltecos sugirieron a las autoridades mexicanas que para terminar esta corrupción por parte de la gente de su país hacia ellos mismos, deberían implementar las citas programadas, tal y como lo hace la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) con la expedición del pasaporte hacia sus connacionales mexicanos.