/ lunes 21 de octubre de 2019

Ya no estoy aquí: narco y cumbia rebajada

Fernando Frías se interna en los barrios de Monterrey para contarnos la historia de Los Terkos, una pandilla que ama la cumbia rebajada pero que se ve cooptada por el crimen organizado

Morelia, Mich. (OEM-Infomex).- Si los chilangos presumen de ser los precursores de la cumbia sonidera, los regiomontanos tienen su punto y aparte con la cumbia rebajada, ese extraño experimento que se utilizó para alargar las canciones y encontrar un ritmo más cadencioso para bailarlas. Ese contrastante mundo es que se toca en la película Ya no estoy aquí, que compite en la selección oficial del Festival Internacional de Cine de Morelia.

Para armar la ficción, el director Fernando Frías plantea una historia donde la pandilla de “Los Terkos” vive con mucha pasión la contracultura cumbiera, caracterizada por atuendos holgados y grandes patillas, pero sobre todo por la camaradería y el buen humor. Ese escenario, sin embargo, será trastocado por un conflicto local que obliga a Ulises, líder de la banda, a migrar a Nueva York, un exilio forzado que lo aleja de todo su sentido de vida y que además lo enfrenta a los prejuicios sociales.

En la charla con los medios de comunicación, Frías explicó que detrás del fenómeno de las pandillas se esconde la carencia de espacios públicos, por lo que todos los rituales tanto de vestimenta como del mismo baile es la respuesta que encuentran esos jóvenes.

Foto: Mariana Luna


La investigación realizada por el director para lograr un retrato creíble le llevó poco más de tres años. En ese lapso conoció el estilo de vida de quienes serían sus protagónicos y de paso pudo integrar a auténticos miembros de estos grupos para que debutaran en el cine.

Sobre el mensaje explícito de la película, el realizador encuentra una metáfora acertada: si la falta de oportunidades y la violencia acortan el tiempo de juventud, la cumbia rebajada entra al quite para alargar la fiesta.

“Ya no estoy aquí” se suma a una ya larga lista de citas que abordan el tema del narcotráfico, sobre todo en esta decimoséptima edición del FICM, donde hemos visto comedias, dramas y hasta historias místicas, pero todas con el eje de la violencia provocada por la delincuencia organizada.

Foto: Mariana Luna

Morelia, Mich. (OEM-Infomex).- Si los chilangos presumen de ser los precursores de la cumbia sonidera, los regiomontanos tienen su punto y aparte con la cumbia rebajada, ese extraño experimento que se utilizó para alargar las canciones y encontrar un ritmo más cadencioso para bailarlas. Ese contrastante mundo es que se toca en la película Ya no estoy aquí, que compite en la selección oficial del Festival Internacional de Cine de Morelia.

Para armar la ficción, el director Fernando Frías plantea una historia donde la pandilla de “Los Terkos” vive con mucha pasión la contracultura cumbiera, caracterizada por atuendos holgados y grandes patillas, pero sobre todo por la camaradería y el buen humor. Ese escenario, sin embargo, será trastocado por un conflicto local que obliga a Ulises, líder de la banda, a migrar a Nueva York, un exilio forzado que lo aleja de todo su sentido de vida y que además lo enfrenta a los prejuicios sociales.

En la charla con los medios de comunicación, Frías explicó que detrás del fenómeno de las pandillas se esconde la carencia de espacios públicos, por lo que todos los rituales tanto de vestimenta como del mismo baile es la respuesta que encuentran esos jóvenes.

Foto: Mariana Luna


La investigación realizada por el director para lograr un retrato creíble le llevó poco más de tres años. En ese lapso conoció el estilo de vida de quienes serían sus protagónicos y de paso pudo integrar a auténticos miembros de estos grupos para que debutaran en el cine.

Sobre el mensaje explícito de la película, el realizador encuentra una metáfora acertada: si la falta de oportunidades y la violencia acortan el tiempo de juventud, la cumbia rebajada entra al quite para alargar la fiesta.

“Ya no estoy aquí” se suma a una ya larga lista de citas que abordan el tema del narcotráfico, sobre todo en esta decimoséptima edición del FICM, donde hemos visto comedias, dramas y hasta historias místicas, pero todas con el eje de la violencia provocada por la delincuencia organizada.

Foto: Mariana Luna

Local

Michoacán cierra la semana con 6 mil 453 casos de Covid-19

Del total de confirmados, 3 mil 557 son hombres y 2 mil 896 mujeres

Local

Vinculan a proceso a miembro de FNLS

El colectivo no descartó manifestaciones y marchas para exigir la liberación de su compañero

Municipios

Atienden afectaciones por deslave de cerro en Zitácuaro

No hay reporte de personas lesionadas o fallecidas

Sociedad

Se retrasa repatriación de 500 paisanos muertos por Covid-19

La visita de AMLO a EU retrasará la repatriación en un avión militar de las cenizas de más de 700 connacionales de Nueva York

Finanzas

Jesús Seade pide no dramatizar sobre tema laboral

El negociador del T-MEC dice que para México es la oportunidad de tener un sistema justo y moderno

Sociedad

Corte perfila al Estado mexicano dar asilo a niños migrantes no acompañados

La SCJN analiza que se reconozca la condición de refugiados a menores de edad sin compañía

Finanzas

Por crisis financiera, 14 empresas solicitan concurso mercantil

Banca Mifel y subsidiarias mineras de Altos Hornos de México (AHMSA), entre quienes buscan reestructurar

Política

Buscan evaluar a universidades del país

Proponen crear una comisión que tendrá como objetivo diseñar estrategias para conseguir la mejorara continua

Finanzas

Aumenta morosidad en créditos populares

Los clientes de Banco Azteca, BanCoppel y Forjadores son los que más han incumplido sus pagos