/ lunes 29 de abril de 2024

Madre de Frida Sofía, desaparecida en Morelos, espera encontrarla en restos que la FGJ halló en Iztacalco

Su madre viajó a la CdMx donde la Fiscalía local le tomó muestras genéticas para saber si coincide con alguno de los restos localizados en Iztacalco

“Siempre me va a hacer falta, pero si está muerta, pues ya ni modo, yo no puedo hacer nada en contra, pero ya sabré que está ahí, cuando quiera ir a llorar puedo ir ahí”, dice la señora Minerva

Hace nueve años desapareció Frida Sofía en la Ciudad de México, una joven originaria de Tlacotepec, un pueblo ubicado en el municipio de Zacualpan de Amilpas, en la región oriente del estado de Morelos.

Te puede interesar: Feminicidio de María José: condena OCNF filtración y manejo inadecuado de datos

Su madre, Minerva Rivera Martínez, espera que se den a conocer las confrontas de genética que realizó la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México para saber si Frida Sofía fue o no una de las víctimas de Miguel “N”, presunto feminicida de Iztacalco y quien es investigado por la muerte de al menos seis mujeres durante la última década.

Si está muerta, pues ya ni modo, yo no puedo hacer nada en contra, pero ya sabré que está ahí, cuando quiera ir a llorar puedo ir ahí

El pasado 18 de abril, Minerva se enteró de la captura de Miguel. “Suena el teléfono y eran de la Fiscalía de Morelos, que me comunicara con la Fiscalía de la Ciudad de México. Me dijeron lo que supuestamente había. Ya se imaginarán todo lo que pensamos, todo lo que se nos vino encima. Y al final de cuentas, pensándolo bien, digo, aunque sea muerta, ya sabes dónde está. Ahorita no sabemos si come, si bebe, si la torturan, si la prostituyen, son muchas cosas que pueden suceder”, dice en entrevista para El Sol de Cuautla.

Al día siguiente de la llamada telefónica, Minerva se dirigió a la Fiscalía de la Ciudad de México, donde le tomaron muestras genéticas para saber si alguno de los restos localizados en el domicilio de Miguel pertenecían a Frida. Asegura que las autoridades localizaron en el lugar algunas credenciales de presuntas víctimas, pero a ella no le mostraron la de Frida.

“Nos dijeron que no iban a lo seguro, que era una posibilidad. Ellos habían recogido las credenciales de las víctimas, ¿por qué no me las mostraron para ver? Yo creo que no era, porque la foto de la credencial es idéntica, no se pueden equivocar. Pienso que ahí no estaba, porque si no me la hubieran enseñado”.

En febrero se cumplieron nueve años de la desaparición de Frida Sofía. Durante mucho tiempo su familia ha estado buscándola. Frida salió de la comunidad de Tlacotepec en busca de un mejor futuro. Es la hija menor de la familia y su idea era apoyar a sus hermanos, a sus papás, seguir estudiando y superarse.

“Frida se fue a la Ciudad de México a estudiar, a ser una mejor persona, así decía ella, a progresar para ayudar a sus hermanos, pero no se dieron las cosas. Ella se fue cuando nosotros apenas habíamos llegado a esta casa, teníamos como dos años. Si de Dios estuviera que esté viva, para ella sería una alegría que nosotros, a pesar de todo, vamos saliendo adelante”.

A decir de la señora Minerva, Frida conoció a Miguel cuando se mudó a la Ciudad de México a estudiar Química en el Instituto Politécnico Nacional (IPN), con quien sostuvo una amistad. En 2015 se reportó su desaparición. Minerva recuerda que estuvieron cuatro meses en la Ciudad de México buscando a Frida.

“Subíamos, bajábamos, pegábamos fichas en un lado, en otro, porque hasta eso, no puedes pegar fichas en cualquier lugar, tienes que ir a sacar un permiso para pegar aquí, otro permiso para pegar allá. Fuimos a buscarla hasta donde prostituyen.“Íbamos a la Fiscalía y nos decían: ‘es que no hay avances, es que no hemos encontrado nada’. Uno tiene que confiar en ellos porque se supone que son ellos los que trabajan”.

Hasta la fecha, la búsqueda no ha rendido frutos. Minerva confía que pronto las autoridades puedan decirle dónde está su hija.

➡️ Únete al canal de El Sol de México en WhatsApp para no perderte la información más importante

“Es muy triste, a mí me duele muchísimo, siempre me va a hacer falta, pero si está muerta, pues ya ni modo, yo no puedo hacer nada en contra, pero ya sabré que está ahí, cuando quiera ir a llorar puedo ir ahí. Pero ella y yo siempre estaremos en conexión. La esperanza sigue, ya sea una cosa u otra, pero que pase”.

Ahora Minerva está en espera de conocer los resultados de la confronta de ADN que puedan determinar si alguno de los restos localizados en el domicilio de Miguel corresponden a su hija.

Publicado en El Sol de Cuautla

“Siempre me va a hacer falta, pero si está muerta, pues ya ni modo, yo no puedo hacer nada en contra, pero ya sabré que está ahí, cuando quiera ir a llorar puedo ir ahí”, dice la señora Minerva

Hace nueve años desapareció Frida Sofía en la Ciudad de México, una joven originaria de Tlacotepec, un pueblo ubicado en el municipio de Zacualpan de Amilpas, en la región oriente del estado de Morelos.

Te puede interesar: Feminicidio de María José: condena OCNF filtración y manejo inadecuado de datos

Su madre, Minerva Rivera Martínez, espera que se den a conocer las confrontas de genética que realizó la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México para saber si Frida Sofía fue o no una de las víctimas de Miguel “N”, presunto feminicida de Iztacalco y quien es investigado por la muerte de al menos seis mujeres durante la última década.

Si está muerta, pues ya ni modo, yo no puedo hacer nada en contra, pero ya sabré que está ahí, cuando quiera ir a llorar puedo ir ahí

El pasado 18 de abril, Minerva se enteró de la captura de Miguel. “Suena el teléfono y eran de la Fiscalía de Morelos, que me comunicara con la Fiscalía de la Ciudad de México. Me dijeron lo que supuestamente había. Ya se imaginarán todo lo que pensamos, todo lo que se nos vino encima. Y al final de cuentas, pensándolo bien, digo, aunque sea muerta, ya sabes dónde está. Ahorita no sabemos si come, si bebe, si la torturan, si la prostituyen, son muchas cosas que pueden suceder”, dice en entrevista para El Sol de Cuautla.

Al día siguiente de la llamada telefónica, Minerva se dirigió a la Fiscalía de la Ciudad de México, donde le tomaron muestras genéticas para saber si alguno de los restos localizados en el domicilio de Miguel pertenecían a Frida. Asegura que las autoridades localizaron en el lugar algunas credenciales de presuntas víctimas, pero a ella no le mostraron la de Frida.

“Nos dijeron que no iban a lo seguro, que era una posibilidad. Ellos habían recogido las credenciales de las víctimas, ¿por qué no me las mostraron para ver? Yo creo que no era, porque la foto de la credencial es idéntica, no se pueden equivocar. Pienso que ahí no estaba, porque si no me la hubieran enseñado”.

En febrero se cumplieron nueve años de la desaparición de Frida Sofía. Durante mucho tiempo su familia ha estado buscándola. Frida salió de la comunidad de Tlacotepec en busca de un mejor futuro. Es la hija menor de la familia y su idea era apoyar a sus hermanos, a sus papás, seguir estudiando y superarse.

“Frida se fue a la Ciudad de México a estudiar, a ser una mejor persona, así decía ella, a progresar para ayudar a sus hermanos, pero no se dieron las cosas. Ella se fue cuando nosotros apenas habíamos llegado a esta casa, teníamos como dos años. Si de Dios estuviera que esté viva, para ella sería una alegría que nosotros, a pesar de todo, vamos saliendo adelante”.

A decir de la señora Minerva, Frida conoció a Miguel cuando se mudó a la Ciudad de México a estudiar Química en el Instituto Politécnico Nacional (IPN), con quien sostuvo una amistad. En 2015 se reportó su desaparición. Minerva recuerda que estuvieron cuatro meses en la Ciudad de México buscando a Frida.

“Subíamos, bajábamos, pegábamos fichas en un lado, en otro, porque hasta eso, no puedes pegar fichas en cualquier lugar, tienes que ir a sacar un permiso para pegar aquí, otro permiso para pegar allá. Fuimos a buscarla hasta donde prostituyen.“Íbamos a la Fiscalía y nos decían: ‘es que no hay avances, es que no hemos encontrado nada’. Uno tiene que confiar en ellos porque se supone que son ellos los que trabajan”.

Hasta la fecha, la búsqueda no ha rendido frutos. Minerva confía que pronto las autoridades puedan decirle dónde está su hija.

➡️ Únete al canal de El Sol de México en WhatsApp para no perderte la información más importante

“Es muy triste, a mí me duele muchísimo, siempre me va a hacer falta, pero si está muerta, pues ya ni modo, yo no puedo hacer nada en contra, pero ya sabré que está ahí, cuando quiera ir a llorar puedo ir ahí. Pero ella y yo siempre estaremos en conexión. La esperanza sigue, ya sea una cosa u otra, pero que pase”.

Ahora Minerva está en espera de conocer los resultados de la confronta de ADN que puedan determinar si alguno de los restos localizados en el domicilio de Miguel corresponden a su hija.

Publicado en El Sol de Cuautla

Local

Importación de aguacate podría reanudarse con la visita de Ken Salazar

El embajador de EU anunció visita para revisar temas relacionados con la inseguridad

Local

Este miércoles, policías harán mega paro en Michoacán

El mega paro de 48 horas será en diferentes puntos del estado como Morelia, Uruapan, la Meseta P'urepecha; y las regiones de Tierra Caliente y Oriente

Doble Vía

¿Entretenimiento? Por esta razón pasas tanto tiempo en TikTok 

Si eres de los que se la pasan horas y horas en el TikTok, tenemos una posible razón del porqué lo hagas y además te damos recomendaciones para regular tu tiempo

Salud

¿La ovulación eleva el deseo sexual? Te explicamos lo que sucede en el cuerpo femenino

Durante la ovulación algunas mujeres pueden sentir un aumento en su libido

Ciencia

¿Te sientes feliz hoy? Debe ser por el Yellow Day

No importa qué te pase, en el Yellow Day siempre estarás feliz, según la ciencia

Ciencia

La furia de la Naturaleza: ¿Qué es y cómo se genera un huracán?

La NASA resalta que los huracanes viajan miles de kilómetros y persisten durante días